lunes, 18 de marzo de 2013

En el Clásico Mundial de Béisbol: el gallito que no se juyó

                                                 (Foto de Joe Delgado en Facebook)
No lo puedo evitar, estoy que no puedo con el orgullo que siento como boricua.  Primero le ganamos al poderoso equipo estadounidense que siempre sabe a gloria esa victoria.  Luego lo que parecía imposible lo logramos anoche contra los campeones mundiales de ese deporte.

Lo que emociona es que nuestro equipo no es un dream team como los que teníamos años atrás con grandes lumbreras ni grandes bateadores.  Anoche éramos descritos todo el tiempo como el "underdog".  Pero había una callada determinación en el manager Edwin Rodríguez que impresionaba por lo sosegado, inteligente e intenso y tenemos mejores lanzadores que en tiempos atrás. Por supuesto, tenemos el mejor catcher de todos los tiempos, Yadier Molina.  Funcionó la estrategia de Rodríguez quien había dicho que: “La clave del éxito de Puerto Rico en el torneo es que juguemos bien los fundamentos de juego y que nuestra defensa luzca sólida hasta que se cante el out número 27. Ofensivamente, tenemos muy buena velocidad y jugadores con habilidad de producir carreras sin tener que recurrir a un batazo grande".

Ahora no importa si le ganamos a la hermana República Dominicana -aunque por el hecho de que tienen a Joe Torre (ex manager de los Yanquees) y a Peña (entrenador de los Yanquees)- creo que merecen perder, pero eso es prejuicio mío contra ese equipo de Nueva York, no contra los dominicanos.

Lo que importa es que ya en el mundo entero se enteraron de quienes somos y donde estamos. A ver si en los mapas aparecemos por fin.  

5 comentarios:

Osvaldo Rivera dijo...

Saludos.
Excelente artículo. Somos muchos los que estamos (para decirlo eufemísticamente)como un can con dos colas. Le estoy enviando a su correo electrónico un muy buen reportaje sobre el tema escrito por la periodista de Prensa Asociada Janie McCauley.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Osvaldo: Gracias por el comentario y por enviarme el reportaje. También hay uno buenísimo en The New York Times con una foto de Yadier que hizo un boricua, hijo de Isabel Pitchardo. Un talento boricua fotografiando a otro talento boricua.

antigonum cajan dijo...

Ya quisiera yo ser menos serio, riguroso, para que el orgullo de ser esto o aquello, fuera estimulado por esta tonteria deportiva.

El beisbol, baloncesto, todo deporte professional/aficionado esta sujeto al uso de esteroides,la trampa, el enganho...Para Que? Para sacar la banderita? I que transcendencia no virtual, que valor puede tener sino uno subjetivo, imaginario...I mas triste aun....terapeutico....fIN

Ivonne Acosta Lespier dijo...

antigonum: Me das pena, mucha pena..
Yo me alegro de ser menos seria, rigurosa y que me deje llevar por el orgullo y sacar la banderita..

Siluz dijo...

Hoy ambos equipos hacen historia, salgamos campeones o subcampeones. Dos islas caribeñas dominando el clásico de béisbol. ¡Gozando los boricuas!, como decía un narrador.