domingo, 28 de noviembre de 2010

A sus diez años y con cáncer, Neftalí Yadiel Ortiz quiere ser pintor

La historia es conmovedora y por tanto, mueve a actuar. Gracias a la organización de voluntarios Lucero del Mar, al Hogar niños que quieren sonreír y al conocido pintor boricua Carmelo Sobrino, Neftalí verá sus trabajos artísticos expuestos en una galería de arte junto a los de su maestro. En efecto, Sobrino se ha dado a la tarea de dar clases de dibujo a niños y niñas pacientes de cáncer en ese Hogar como una forma de terapia y ha logrado despertarles la vena artística a muchos, entre ellos Neftalí. El fruto de esas clases se podrá ver el próximo jueves 2 de diciembre en la galería Espacio 304, en la Calle Eleanor Roosevelt en Hato Rey. Los cuadros estarán a la venta para ayudar a la familia de Neftalí. Ayudémosles.

4 comentarios:

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Me acabo de enterar de que Neftalí murió ayer. No hay palabras para expresar el dolor ante la muerte de un ser querido y peor aún si se trata de un niño. Mis condolencias a su familia.

antigonum cajan dijo...

RIP.

Reggie dijo...

Ay Ivonne, que tristeza. Duele tambien porque pienso que el cancer le robo una larga vida, que dadas sus metas pudo haber sido hermosa y productiva.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Reggie: Yo había concebido esperanzas pero hay criaturas que vienen al mundo con propósitos que solamente Dios conoce. Hay una novela africana muy buena donde se describe la creencia de que esas almas escogen a dónde volver a reencarnar para seguir el ascenso a la perfección. Es bien triste la vida que escoge vivir ese ser en la novela. No recuerdo el título (y no tengo a mi esposo para preguntarle) pero si te interesa la busco.
Gracias por comentar.