sábado, 17 de noviembre de 2012

El caso Petraeus o la hipocresía del establishment estadounidense



El escándalo sobre la infidelidad del director de la CIA, David Petraeus, revela una vez más la doble moralidad de los estadounidenses en el poder.  Para la clase dirigente de los Estados Unidos es mucho peor acostarse con otra mujer que ser responsable de haber prolongado la guerra y las muertes en Afghanistan como lo es Petraeus.  En esto coinciden dos columnistas de muy diferentes medios: Maureen Dowd en The New York Times y Luis Martín-Cabrera en Rebelión.
 
Maureen Dowd es siempre mordaz en el tono de sus escritos. En su columna titulada "Reputation, Reputation, Reputation", se burla del renunciante Petraeus a quien se refiere por su apodo “Peaches” (que sugiere muchas cosas no asociadas con un militar de renombre como ese).  Dowd lo describe como un hombre acostumbrado a ser un semidios, una celebridad y a influir en la opinión pública.  Por eso no aceptó que Obama quisiera salir de Afghanistan el primer año de su mandato como presidente electo y empezó de inmediato una campaña privada a favor del “surge” en ese país.  Lo increíble es que Obama cayó en esa trampa y Dowd lo describe así:
Petraeus rolled the younger commander in chief into going ahead with a bound-to-fail surge in Afghanistan, just as, half a century earlier, the C.I.A. had rolled Jack Kennedy into going ahead with the bound-to-fail Bay of Pigs scheme. Both missions defied logic, but the untested presidents put aside their own doubts and instincts, caving to experience.
Once in Afghanistan, Petraeus welcomed prominent conservative hawks from Washington think tanks. As Greg Jaffe wrote in The Washington Post, they were “given permanent office space at his headquarters and access to military aircraft to tour the battlefield. They provided advice to field commanders that sometimes conflicted with orders the commanders were getting from their immediate bosses.”
Concluye que el resultado fue la muerte de muchos jóvenes americanos y civiles afganos en una guerra que se extendió demasiado. Eso para Dowd es el verdadero escándalo.

Por su parte, Martín-Cabrera lo dice todo en el título mismo de su artículo “¿Qué es eyacular en la vagina equivocada comparado con bombardear un país?  No puedo menos que estar de acuerdo con lo que dice sobre el “escándalo Petraeus”:

 Hay algo profundamente perverso, transparentemente perverso, en este escándalo de chicas de “sorority” tirándose de los pelos por su machote preferido. Todo esto sería esperpéntico y risible, sino fuera por la podredumbre moral que expresa: que para la clase dirigente de este país es más reprobable una infidelidad que ordenar bombardeos con aviones no tripulados, levantar prisiones clandestinas, detener indefinidamente a prisioneros en Guantánamo, desestabilizar países y tantas otras formas de violencia sancionada y no sancionada. ¡Viva el heterosexismo fundamentalista! Es peor perseguir tu deseo, aunque sea ilegal, aunque sea pecado, aunque sea un adulterio, que dirigir la maquinaria de muerte más poderosa del mundo. 




11 comentarios:

Curiosa dijo...

Un comentario dificil de hacer. Los periodistas lo dijeron todo. Amen!

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Curiosa: Eso me pareció y por eso no agregué a lo que dijeron. Gracias por comentar..

antigonum cajan dijo...

Los gringos continuan con sus pendejadas puritanicas. Que de malo tiene ser un enfermo i degenerado sexual? Tiger Woods, Clinton, aquel gobernador de Nueva York, la lista no es solo extensa, sino que historicamente el adulterio es parte indispensable del matrimonio.

Claro las amas de casa fingiran que sus maridos jamas tiran canas al aire, polvos abruptos...pero es la realidad.

Asi que resulta absurdo no poder ser infiel, por el trabajo.

En Europa i nuestra America se estaran riendo a calcaja limpia.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

antigonum: Como siempre te vas a los extremos pues obviamente sí hay algo de malo en ser un enfermo degenerado sexual. También resulta absurdo (y bien machista) que un hombre tenga que ser infiel como parte indispensable del matrimonio. ¿Y la mujer? Menos mal que mi esposo no creía en eso.
En lo otro tienes razón.
Pero lo que a mí me prende es que sean tan "moralistas" con eso del sexo y no en cuanto a las matanzas de civiles, a los bombardeos con los "drones" y al uso de la tortura. Será porque el sexo es vida, la guerra es muerte pero le sacan millones los contratistas, los fabricantes de armas,los petroleros, etc.

raquelangelica12 dijo...

Esto es un gran ejemplo de las "prioridades" que tiene el gobierno americano sobre la sociedad y la seguridad nacional. Para ellos pesa más un adulterio que matar a miles de inocentes en otros países.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

raquelangelica12: Así es, ahora mismo están discutiendo lo de Petraeus en el Congreso y la matanza en Gaza por parte de su "socio" Israel, ni por los centros espiritistas les preocupa.

David dijo...

Esto se refleja también en el cine y la televisión. Armas y violencia en cantidades industriales, pero sexo? Menos mal que compensan con creces con su industria porno, la más potente y que tiene mucho peso en el tráfico en la red. Pezón de Janet Jackson? Se acaba el mundo? Que revientan a 30 que celebraban una boda o ni cuantan los muertos en estas guerras que comenzaron hace años? La mayoría ni se inmuta.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

David: Y ni hablar de los juegos esos de consola que cada vez son más violentos enseñando a matar. Deben estar subsidiados por el Pentágono para que se vaya haciendo la muerte cada vez más atractiva. Y el de "Gotcha" que juegan adultos y lo encuentran tan divertido..jugando a matarse.

Prometeo dijo...

El verdadero escándalo aquí es lo fácil que el FBI accesó los email de Petraeus. La privacidad no existe en la internet.

Adelante y éxito.

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Prometeo: A partir del 9/11 la privacidad no existe, punto. Todos los que usamos las llamadas redes sociales sabemos que lo que escribimos y publicamos puede ser visto por Big Brother. El asunto es que los que insisten en sacar cosas de su intimidad en email (como Petraeus, of all people!) o en Facebook se buscan lo que les pase. Pero difiero en cuanto a que sea el verdadero escándalo.

Anónimo dijo...

I am regular reader, how are you everybody?
This paragraph posted at this web site is in fact good.


Visit my webpage ... caesars casino ipad app :: ::